Diferencias entre crédito y préstamo

diferencias credito prestamo

La situación económica actual ha hecho que muchos de nosotros adquiramos unos conocimientos económicos que antes no precisábamos. A la fuerza hemos tenido que aprender cosas que, de no ser por el deplorable estado financiero, nunca nos hubieran interesado. La necesidad ha provocado, también, que nos demos cuenta de que desconocemos aspectos tan básicos, en el lenguaje económico, como la diferencia entre crédito y préstamo.

Antes nos daba igual; simplemente, no nos interesaba. Pedíamos una hipoteca, un préstamo para comprar el coche… Nuestra preocupación no iba mucho más allá de conseguir unas cuotas que pudiéramos pagar. Ahora no. En estos tiempos escudriñamos cada contrato, cada cláusula. Incluso leemos las cosas antes de firmar. ¡Hasta la letra pequeña!

Principales diferencias entre préstamos y créditos

  1. La cantidad: la principal diferencia se refiere a la cantidad. En los préstamos, la entidad le entrega al cliente una cantidad fija que éste deberá devolver en un plazo estipulado y que está sujeta a unos intereses también estatuidos previamente. En el caso de los créditos, se le da la opción al cliente de tomar la cantidad de dinero que quiera, hasta un máximo. La persona en cuestión podrá sacar dinero de la cuenta de crédito, o ingresar, cuando le plazca. En su mano estará también la opción de cancelar la deuda, de manera total o parcial, en el momento que lo estime conveniente. Los intereses sólo se aplicarán al porcentaje de capital  utilizado.
  2. El plazo: el crédito no reviste un plazo específico. Como ya hemos comentado, el cliente tiene potestad para cancelarlo cuando quiera. Por su parte, los préstamos suelen ser a medio o largo plazo y las cuotas son regulares.
  3. El destino: el uso que se le da al dinero es otra de las diferencias entre préstamos y créditos. Habitualmente los préstamos son solicitados por particulares para adquirir algo cuyo precio es conocido. Préstamos para comprar un coche, una casa o pagar un viaje. Los créditos, generalmente, son concedidos a empresas o autónomos que necesitan tener liquidez en un momento concreto.
  4. Los intereses: este es un punto importante en lo que a características disparejas entre préstamos y créditos se refiere. Los intereses de los primeros suelen ser más bajos, sin embargo, al tener la obligación de abonarlos sobre el total de la cantidad (y no sólo sobre lo utilizado como en el caso de los créditos) hace que, habitualmente, se pague más en concepto de intereses en los préstamos que en los créditos.
Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Oscar
Escrito por
Oscar
Más artículos de Oscar

Tu Préstamo Personal del Banco Santander

Piensa en cuantas cosas pueden hacerse con 60.000 euros. Piensa en pagar...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.